• Creatividad colaborativa

Alienta y desarrolla el trabajo en equipo para mejorar la productividad y la moral a largo plazo. Por ejemplo, pintar en grupo es una forma divertida de ayudar a desatar algo de creatividad conjunta, así como a crear una obra maestra que todos puedan disfrutar más adelante. Si el equipo es bueno, se puede colgar en la oficina.

  • Turnos

Utilizar un objeto, p. e. un palo, para turnarse a la hora de hablar es una gran herramienta de diseño de reuniones, que los facilitadores a menudo usan para asegurar que todos tengan voz por igual. También es una excelente manera de garantizar que los miembros más tranquilos del equipo no sean ignorados y tengan la oportunidad de hablar.

  • Asientos cómodos

Haz que el espacio donde te reúnes sea cómodo. Además de verse bien, esto muestra a los asistentes que te preocupas por la comodidad mientras también intentas hacer el trabajo. Una idea es poner cojines gigantes de espuma para crear un entorno “chill”.

  • Escritorios ajustables

Los escritorios ajustables se pueden mover fácilmente para reuniones de pie rápidas, o se pueden acomodar para aquellas que duran un poco más. Permanecer de pie puede ayudar a dividir el día entre largos periodos de inactividad y aumenta la productividad.

  • Cambiar ubicación

Hay una razón por la cual los lugares de retiro y un cambio de localización pueden aumentar la moral y la productividad. Mover las reuniones a diferentes lugares puede hacer que sea más innovador y creativo, dado que los asistentes podrán inspirarse en esos lugares nuevos.

Cosas como esta experiencia pueden permitirle extender reuniones en el transcurso de varios días y sacar el máximo provecho de su equipo sin que parezca que es trabajo.

  • Gamificación

Es importante ofrecer a los empleados un lugar donde sentirse cómodos, ya que fomenta la creatividad y, a menudo, encontrar una solución a los problemas puede surgir cuando su mente está en otra parte. 

Por lo tanto, la creación de espacios para reuniones que son informales y cuentan con juegos, puede promover mejores pensamientos y generar una mayor productividad.

  • Brainstorming

Las sesiones de la reunión pueden ser una gran oportunidad para intercambiar ideas y soluciones nuevas, no te olvides del poder del lápiz y el papel para visualizar las aportaciones del grupo. Talleres como estos que involucran a todo el equipo pueden fomentar las relaciones y la vinculación, así como resolver problemas más rápidamente.

  • Zonas segmentadas

Las miniconferencias pueden ser beneficiosas para compartir breves fragmentos de información, por lo que tener áreas segmentadas, ya sea en la oficina o en un evento corporativo, puede ser una opción excelente para hacer negocios. 

También es una gran idea como un área de separación donde los asistentes pueden tener una discusión informal o un brainstorming antes de regresar a la reunión principal. Las mesas altas y los taburetes ocupan menos espacio en estos lugares también.

  • Pizarra en blanco

Ver el aprendizaje como sucede o mientras se está colaborando es importante para el grupo asegurarse de que estén en sintonía. Esta pizarra tradicional puede ser útil, especialmente cuando se presenta, se demuestra o se hace brainstorming. 

Puedes actualizar esta idea utilizando pizarras digitales en la oficina que pueden enviar la creación a los asistentes una vez que haya terminado para que todos puedan obtener una copia electrónica visual, que puede ser mejor para la retención, en lugar de notas o minutos.

  • Paredes y post-it

Levanta y saca a la gente de sus asientos con notas adhesivas para agrupar ideas y remover el cerebro. No todas las ideas son buenas, así que esta puede ser una manera excelente de sacarlas a la luz y organizarlas en potenciales y tirarlas. 

Categorías: FlashSocial

0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *